Divorcio express

Divorcio express: Todo lo que necesitas saber

Las relaciones, por muy romántico que suene eso de “para toda la vida” no es en absoluto así, evidentemente hay casos que sí lo son, pero el número de divorcios se ha incrementado mucho en las últimas décadas, lo malo de este proceso es que aparte de costoso, suele durar mucho. Siempre depende, eso sí, de si el divorcio es consensuado, lo que realmente acelera el proceso, o si bien es contencioso, lo que quiere decir que solo una de las partes está de acuerdo en la separación, hecho que lleva a disputas, negociaciones, y, en definitiva, un proceso que se extiende mucho en el tiempo y en el bolsillo.

Para acelerar todo este trámite que no suele ser nada agradable, hay una modalidad diferente de divorcio: el divorcio exprés. Que como su propio nombre indica, es la forma más rápida de acabar con el matrimonio, y además el más barato. Esta nueva modalidad nació en 2005 como idea para reducir tiempos y esfuerzos, desde que se pusiera en marcha ha sido todo un éxito y para ponerlo en práctica no necesitas ni alegrar motivos por los que quieres la separación, ni tampoco tener que separarte de hecho o judicialmente.

¿Qué diferencia hay entre separación judicial y de hecho?

Es importante, antes de nada, saber cuál es la diferencia entre estos dos términos, ya que la separación judicial es cuando la vida entre ambos conjuntamente acaba, pero el matrimonio sigue vigente.

Mientras que la separación de hecho o divorcio, es cuando el matrimonio acaba pro disolverse completamente. Tanto una opción, como otra, puede ser contenciosa, o sea que solo puede estar de acuerdo una de las partes.

¿Qué debo hacer para solicitar el divorcio exprés?

En esta opción, no existe la posibilidad de que solo una de las partes quiera le divorcio exprés, si así fuera, ya nos pasaríamos al divorcio contencioso, por lo tanto, ambas partes deben estar de acuerdo en la terminación del matrimonio para que todo pueda agilizarse.

¿Cuánto dinero cuesta el proceso?

Aquí es importante aclarar que no existe un precio fijo, por supuesto en la modalidad de divorcio exprés te va a costar mucho menos que cualquiera de las demás, pero el proceso en sí lo puedes hacer de varias maneras, por ejemplo:

Vía judicial: En caso de que existe divorcio con mutuo acuerdo, quizá ambas personas puedan compartir un solo abogado, lo cual es mucho más barato que contratar a dos. El precio dependerá del abogado, pero puede ir desde los 400 hasta los 1.000 euros.

Aunque debes tener en cuenta que se cobra por aranceles también, y eso va desde los 120 a los 200 euros. Y, por último, hay un gasto que se puede ahorrar si simplemente vais a compadecer delante del letrado de la administración de justicia, este proceso se llama apoderamiento “apud-acta”. Sino lo haces así, tendrás que desembolsar entre 20 y 60 euros para el poder notarial, para hacer efectivo todos los trámites.

La segunda opción es hacerlo en una escritura pública, ante un notario. En esta opción no se deberán tener hijos o que no sean mayores de edad, si así fuera, ellos también tendrían que ir ante notario y firmar los papeles.

Básicamente esta opción consiste en otorgar una escritura pública de divorcio ante notario, por lo que los costes son mucho menos, cobrará al igual que en el caso anterior, por aranceles, y esto serían de 150 a unos 200 euros.

Lugar de residencia

También es destacable remarcar que el lugar de residencia de al menos una de las partes tiene que estar en España para poder solicitarlo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies